06 Jun 2022
junio 6, 2022

¿La plata se oxida?

La plata es cada vez más utilizada por la gente que utiliza joyas de forma regular. Se ha convertido en un metal tan popular debido a que es muy asequible y fácil de malear. Es por ello que las personas que buscan una joya visiblemente bonita para utilizar de forma rutinaria y para cualquier situación, apuestan por la plata.

Sin embargo, los poseedores de piezas de plata somos conocedores de que con el tiempo adquiere un color parecido al óxido que hace que tu joya no luzca tan bien como el primer día. Pero, ¿realmente la plata se oxida?

Pese a que popularmente se piensa que el resultado de éste color es debido al proceso de oxidación de la plata, permítanme decirles que esto es una creencia errónea.

La plata es un metal noble por lo que no puede oxidarse. Lo que ocurre es que al estar compuesto de sulfuro, al reaccionar con el azufre da como resultado un oscurecimiento de nuestros artículos de plata.

Esto no significa que nuestra plata sea de baja calidad o que nos hayan estafado, se trata de algo completamente normal cuando tratamos con éste tipo de metales.

Pero que no cunda el pánico, existen diferentes acciones que podemos llevar a cabo para evitar que la plata se oscurezca y luzcan como el momento en el que la compraste.

Ten en cuenta que resulta más fácil prevenir el deterioro que eliminarlo una vez ocurra. Si ves que tu plata empieza a oscurecerse, sigue los consejos que te damos a continuación

 

Consejos para retrasar el deterioro de tu plata

 

Evita la humedad y las altas temperaturas

Los gases que contienen azufre empañan la plata a mayor velocidad cuando la temperatura es más elevada y la humedad es relativamente alta. Por lo tanto, en estas situaciones mantén lejos los artículos de plata.

Por lo tanto no es aconsejable ducharse con las joyas de plata puestas, fregar los platos, lavarse las manos o cocinar con un anillo o el dedo, y ante todo, no ir a piscinas y playas con artículos de plata que queramos conservar.

Guarda tu plata de forma adecuada

Al igual que un coche en un garaje está mejor cuidado que uno que duerme en la calle, con la plata ocurre lo mismo. El aire hace que tu plata se deteriore, por lo que no es recomendable dejar tus artículos sobre una mesa o dejar el joyero abierto. 

Existen bolsas herméticas diseñadas especialmente para guardar objetos de plata que evitan que el aire entre dentro. Cada joya debe ser guardada de forma individual en éstas bolsas para evitar que pierdan el brillo.

 

Limpia tu plata de vez en cuando

Cuando veas que tu plata comienza a oscurecer, límpiala con agua templada y jabón o sumérgelas en bicarbonato de sodio y vinagre forrado con papel de aluminio para conseguir un brillo extra. De esta forma eliminarás los aceites, los residuos de comida y el polvo, y el baño de bicarbonato actuará eliminando la suciedad de tus piezas.

Acude a un profesional

No debes olvidar que existen expertos que se dedican a la limpieza de metales y que harán un trabajo mucho más profesional. Por lo tanto, si tienes piezas de plata realmente delicadas o con un diseño complejo, te recomendamos que acudas a profesionales. En muchas joyerías realizan limpiezas completas a través de ultrasonidos que dejarán tu plata como nueva.

 

En conclusión, afortunadamente la plata no se oxida, simplemente se oscurece o se ensucia, por lo que en algunos casos tiene solución. Resulta fundamental que sigas estos consejos para mantener el brillo de tu plata como el primer día y darle el cuidado que se merece.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • 83 + = 91